Miércoles , 18 octubre 2017
Inicio > Hatillo de sueños > Historia de una foto loca y viajera

Historia de una foto loca y viajera

Historia de una foto

Historia de una foto… loca

 

Siempre me quedo loca con esta foto loca y viajera.
Puedo tirarme minutos, y minutos, y minutos enteros mirándola, y siempre la encuentro fascinante.

Loca, por lo que es evidente. Y viajera, en el tiempo, porque representa la esencia de un grupo de amigos, los que se “ven” ahí y los que no aparecen en la foto, con un modo muy particular de ser y de vivir la vida.

 

Como si fuera una obra de teatro suspendida en el tiempo, parece que en cualquier momento la acción se va a reanudar. Me recuerda (salvando la obvia diferencia abismal de talento) a las obras de El Bosco, con infinidad de personajes, situaciones y movimientos, cada uno en su mundo onírico.

 

Porque… ¿quién nos dice que hay que seguir las normas?

 

Si el tiempo se las ha saltado deteniendo la acción en un instante determinado de un verano en Bueu, ¿acaso no podemos elegir nosotros cómo va a continuar la historia?

 

En esta foto loca, al darle cuerda al reloj veremos cómo ese “ser” de la izquierda, con dos piernas abajo y dos arriba, cruza rodando la escena persiguiendo a su presa,
que sonríe porque sabe que podrá escapar en cuanto logre desplegar sus alas.
Al fondo, una maga se prepara para lanzar el conjuro que paralizará, de por vida, al ser de cuatro piernas. Mientras, en primer plano, el ser más fantástico de todos,
con su ojo negro y su negro pico redondo,
está a punto de abrir la puerta al inframundo…

Eso es lo bueno de las fotografías: que uno puede recordar varias de sus historias y repartirlas en varios “universos”. Solo hace falta mirar con otros ojos… Y después no hay nada más que esperar a que otro continúe la historia.

 

No sé si mis amigos me perdonarán que haya “sacado a la luz” esta foto loca, porque aunque a mi me fascina, es verdad que ellos son los actores, más bien cómicos o bufones, de esta obra de teatro inconclusa en el tiempo.

El tiempo de los sueños, tal vez.

 

Y tu historia… ¿cómo continúa…?

 

                                                                                          Huck

 

 

 

 

GD Star Rating
loading...
Historia de una foto loca y viajera, 100% based on 8 ratings

4 Comentarios

  1. Historia en blanco y negro y en color. Lo que me gusta es pensar eso precisamente, que la historia continúa, cada uno la suya que en ocasiones es la misma que la tuya… Y luego se separan, y se vuelven a juntar, y se separan, y se juntan, y….

    GD Star Rating
    loading...
    • ¡Hola, PararapapaPachin!
      (por cierto, bonito nombre)
      Es eso, precisamente, que cada uno continúe su historia, y quién sabe en qué momento volverán a unirse las tramas ;) Eso es lo divertido. Una especie de “cadáver exquisito fotográfico” :D
      ¡Gracias por tu comentario!

      GD Star Rating
      loading...
  2. Cómo mola la descripción Huck. Jamás habría “vuelto a poner el reloj en marcha” en una foto :)
    Ahora lo asocio a un capítulo de los Simpson en el que el travieso Bart tiene en sus manos unn reloj para parar el tiempo :)
    Joe, qué grandes recuerdos :) :)
    Gracias!

    GD Star Rating
    loading...
    • Jajajaa, ahora ya sabes por qué me encanta volver a mirar fotografías antiguas ;)
      Uno no sabe qué historia se va a encontrar…
      Te recomiendo que lo hagas con tus fotos, verás qué divertido :D
      Gracias a ti, siempre

      GD Star Rating
      loading...

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>