Miércoles , 20 marzo 2019
Inicio > Citas viajeras - ArtTrip > Mirando miradas en Uganda, Kenia, Mali… en África

Mirando miradas en Uganda, Kenia, Mali… en África

CARTELL EXPO EOI4

Cartel Exposición ‘Mirant Mirades a l’Àfrica’

Del 17 al 28 de febrero en L’Escola Oficial d’Idiomes (EOI) de Lleida, la exposición “MIRANT MIRADES A L’ÀFRICA” nos acerca un poco más a este continente mágico a través de fotografías tomadas en países como Uganda, Kenia, Mali o Etiopía. Miradas que reflejan sentimientos y contradicciones.

Y esa luz especial que tiene África…

 

Además, el día 26 se ofrecerá una charla sobre el proyecto de Kim Vogel en Uganda. Y al final de la misma, se realizará un sorteo de uno de los cuadros expuestos durante estos días en el vestíbulo de la EOI.

 

 

 

Hablamos con Cris Terré, una de las autoras de algunas de las fotografías expuestas, y una de nuestras más queridas #inshalers.

 

Cuéntanos de dónde eres, Cris…

 

Soy de un pueblito llamado Almacelles, a pocos kilómetros de Lleida.

 

¿Te consideras una persona viajera?

 

Sí, me encanta viajar. De hecho cuando estoy fuera de viaje son pocas las veces que quiero regresar a casa. Y cuando lo hago, ya estoy pensando en un próximo viaje…

 

¿Por qué te gusta tanto viajar?

 

Pues me gusta muchísimo mezclarme con otras culturas, conocerlas, saber cómo viven, y hacerlo de primera mano. Esto es algo que me fascina. Me gusta viajar sin organizarme demasiado, relajada, sin prisas ni agobios, con la máxima libertad posible y dejándome llevar por las situaciones que te vas encontrando por el camino. Y la verdad es que te llevas muchas sorpresas agradables; y alguna no tanto, pero da igual… Ya tienes una aventura más para contar, ¿no?

 

Normalmente viajo con poco dinero; no es importante para mí gastármelo en hoteles de lujo, grandes restaurantes o muchas comodidades… Valoro más otras cosas. Cuando viajo, disfruto, me ilusiono, me divierto, me entusiasmo e intento vivir cada momento al máximo. Son sensaciones que me quedan dentro para siempre. Además, para mí el viaje no empieza al llegar a destino, sino que empiezo a vivirlo desde el momento que compro el billete de avión, o incluso antes… Es entonces cuando empiezo a volar, en todos los sentidos.

 

¿Cuál fue el primer viaje que recuerdas haber hecho?

 

El primero de todos fue cuando tenía 5 años, con mis padres y hermanos. Nos íbamos de camping a Tossa de Mar (Girona) con un Seat 131 Supermirafiori y la caravana enganchada. Recuerdo que solamente el viaje de Lleida a Tossa de Mar (280 km) era toda una aventura. Tardábamos unas 5 horas o más en llegar, e íbamos parando cada dos por tres por el camino. Una para desayunar, nada de parar en una cafetería, ya llevábamos los bocadillos de casa; otra para estirar las piernas, otra para comer (fiambreras con ensaladilla rusa y tortilla de patatas traídas de casa también), otra parada, otra más… Luego, al llegar al camping, otra aventura más: dormir fuera de casa en una caravana, delante del mar, comer al aire libre, bañarse en un barreño… ¡Me encantaban esos veranos!

 

Te has convertido en una colaboradora habitual de nuestro blog, una #inshaler. Nos encandilaste desde el primer momento, con tu experiencia en Uganda, que quisiste compartir con nosotros. Cuéntanos un poco cómo empezó aquella aventura.

 

¡Sí! Me encanta vuestro blog y estoy encantada de colaborar con vosotros, es un verdadero placer.

La primera vez que viajé a Uganda fue en 2011, y fue por casualidad. Tenía muchísimas ganas de viajar de nuevo a África (antes había estado en Gambia), pero me apetecía hacerlo de una forma más profunda. Así que en la página de Hazloposible encontré a una chica que buscaba algún compañero o compañera de viaje para ir a Uganda, a la casa de Kim Voguel. Le eché un vistazo a la web de Activa Solidaria y me quedé completamente maravillada con lo que estaba viendo. Así que sin pensármelo dos veces contacté con ella y le dije que ya tenía compañía: yo también me iba a Uganda. A los pocos días me fui a Barcelona para conocer con quién viajaría. Y allí conocí también a Eloi, el fundador de Activa Solidaria, que me explicó la historia de Kim y me enseñó fotos y vídeos; fue un encuentro muy chulo, era gente muy maja. Al día siguiente me compré el billete para Entebbe… Aquel primer contacto con Uganda, con Kim, con los niños, con la gente de allí, con el paisaje… fue sensacional. Me enganchó por completo desde el primer momento.

 

La exposición cuenta con fotografías espectaculares cuyos autores sois miembros de ‘Activa Solidaria’. Háblanos de esta ONG.

 

Muchas gracias, me alegra que os gusten. Pues Activa Solidaria nació de un viaje que hizo Eloi. Él estaba cruzando África de norte a sur con la moto (pretendía llegar hasta Sudáfrica), pero a la altura de Uganda, casualidades de la vida, se quedó un tiempo como voluntario en la escuela de St. Paul Kasso. Kim vive muy cerca de esa escuela, así que la conoció y vio todo lo que ella sola estaba llevando a cabo. Como por ejemplo, cuidando de criaturas abandonadas, otras maltratadas gravemente por sus familias, o incluso con enfermedades tan graves como el VIH. Cuidaba de todos ellos, además de a sus dos pequeñas Rosah y Babirya, las dos personitas “culpables” de que Kim tomara la decisión de quedarse a vivir en Uganda y cuya historia os expliqué en el primer relato de “Oliotya Uganda”. Eloi, al conocer la historia de Kim, decidió ayudarla, así que decidió formar una ONG con un amigo suyo, Peto. Ese mismo año, empezaron a recaudar dinero para enviar a Kim, pero en lugar de hacerle una transferencia decidieron ir a Uganda y darle en dinero recaudado en mano. Así lo hicieron dos años más; al tercero es cuando fui yo, e hice lo mismo. Cada vez que vamos a Uganda intentamos llevarle dinero que vamos recaudando para poder ayudarla y llevar a cabo los proyectos (*) que allí se desarrollan.

 

Niños ugandeses (<i>Autora: Cris Terré</i>)

Niños ugandeses (Autora: Cris Terré)

 

¿Y qué proyectos viajeros tienes tú ahora?

 

Como ya empiezo a tener mono viajero, en marzo voy a hacer una escapadita a Sicilia y, por supuesto, volveré a Uganda.

 

Pues esperamos que nos los cuentes aquí… Moltes gràcies, Cris!

 

 

 

(*) Ahora mismo, los proyectos que está llevando a cabo Activa Solidaria son los siguientes:

 

  • Formación y divulgación del proyecto a las familias de la comunidad.

Todos los miércoles el equipo de Kim (formado por un regidor, un nutricionista y un mediador local) se desplaza por diferentes puntos de la región para formar a las familias de cómo detectar problemas de desnutrición. Les explican cómo mejorar la alimentación de los niños y lo importante que es que les alimenten con leche materna.

  • Visitas a las casas.

Cada jueves se realiza un seguimiento de los niños que han sufrido problemas de desnutrición, revisando el estado de salud del niño a través de la observación directa y hablando con las familias. Además, se reparten alimentos suplementarios como leche, huevos, azúcar, harina de pescado y, en algunos casos, ropa.

  • Hospital de Kyotera.

A día de hoy, y gracias a las aportaciones, Kim dispone de una sala con 6 camas en el Hospital de Kyotera, un pueblecito situado a 12 Km de donde ella vive. Todos los niños que llegan allí lo hacen por problemas de desnutrición. Como hay muchas familias que llegan de poblados lejanos, tienen que permanecer junto a su hijo en el hospital, como mínimo dos semanas, que es el tiempo que suelen tardar en recuperarse los niños menos graves. El familiar que acompaña al niño suele ser la madre, y se encarga de cambiarlo y alimentarlo durante su estancia, siempre con la supervisión de la enfermera y las pautas que se han marcado para su recuperación. Los niños con síntomas más graves, son enviados al hospital de Masaka (a 2 horas de camino), donde Kim también da soporte económico para estos niños.

  • El terreno.

Hace cerca de un año, Kim pudo comprar un terreno de 7 hectáreas, dónde ya tiene cultivadas diferentes frutas y verduras con las que pueden comer las familias que están en el hospital de Kyotera. Este terreno da trabajo a 7 mujeres, todas ellas con un número considerable de hijos, alguno de ellos incluso ha tenido problemas de desnutrición. Con este trabajo ganan un sueldo y pueden seguir adelante con sus familias. También trabaja allí un guarda. En la actualidad hay cerdos, y en un futuro habrá gallinas, cabras y alguna vaca. Es un muy buen sistema para generar ingresos y hacer que el proyecto sea autosostenible.

  • Centro de producción de crema de cacahuete.

Este proyecto está en estos momentos en construcción. Recientemente en Uganda nos han otorgado una beca para producir nuestra propia crema de cacahuete, y junto a la asociación local Bivamuntuyo Kim empezará a producir y comercializar este producto. La crema de cacahuete es un alimento básico para recuperar a niños con desnutrición y darles, de este modo, los nutrientes alimentarios para sobrevivir.

  • Mercado.

En un futuro está previsto abrir un mercado semanal para poder vender los excedentes del terreno a la población local a un precio asequible.

 

Texto: Cris Terré y Huck
Fotografías: Cris Terré
Carteles: Activa Solidaria

 

 

 

 

 

 

GD Star Rating
loading...
Mirando miradas en Uganda, Kenia, Mali... en África, 100% based on 7 ratings

2 Comentarios

  1. Muchísimas gracias Joseba! Para mi es un privilegio colaborar en este blog :) :) ! Espero poder ofreceros muuuchas más historias ;)

    GD Star Rating
    loading...
  2. Interesante entrevista para saber mas acerca de una de las mas interesantes colaboradoras de este magnífico espacio viajero. Ojala Cris que sigamos leyéndote por mucho tiempo. Muchas gracias

    GD Star Rating
    loading...

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>